La inversión minera creció 20% entre enero y abril

        La inversión minera creció
        20% entre enero y abril.

 

 

Sin embargo los mineros advierten un “ajuste de cinturones” ante la caída externa de los precios. La estrategia será reducir costos antes que sus inversiones.

 

   

 

 

La inversión en la actividad minera ascendió, en los primeros cuatro meses del año (enero a abril), a US$ 2.626 millones, lo que representó un incremento de 20% frente a la registrada en el mismo periodo del 2012.

 

Jorge Merino, ministro de Energía y Minas, aseguró que con estas cifras se confirma que el Perú sigue siendo un país especialmente atractivo en este rubro a nivel mundial y que adicionalmente generó empleo directo a 216 mil profesionales y trabajadores calificados en casi todas las regiones.

Según el ránking de la Dirección General de Minería (DGM), el primer lugar corresponde a Xstrata Las Bambas, que destinó US$ 540 millones, 90,2% más que el 2012, a la ejecución del megaproyecto del mismo nombre en la región Apurímac.

El segundo puesto corresponde a Minera Chinalco, con US$ 296 millones, 36,6% más que el 2012 en idéntico periodo, dedicados a la ejecución de Toromocho, otro importante proyecto de cobre ubicado al este de Lima, en el distrito minero de Morococha, región Junín.

Minera Cerro Verde aparece a continuación con US$ 237 millones, 78,1% más que lo que destinó el año anterior.Otras empresas que realizaron inversiones en el periodo mencionado fueron Xstrata Tintaya (US$ 182 millones), Antamina (US$ 158 millones), Yanacocha (US$ 126 millones), La Arena (US$ 70 millones), Barrick Misquichilca (US$ 68 millones), Anglo American Quellaveco (US$ 67 millones), Minas Buenaventura (US$ 62 millones), Consorcio Minero Horizonte (US$ 52 millones),

Southern Perú Copper Corporation Sucursal el Perú (US$ 42 millones).

 

SE AJUSTA EL CINTURÓN 

Ante el contexto de menores precios de los minerales a nivel internacional, Roque Benavides, presidente de la compañía de Minas Buenaventura, reconoció que las mineras se ajustan los cinturones, pero ello no implicará menores inversiones pero sí reducir sus costos.

Precisó que una de las alternativas sería reducir las operaciones lejanas a sus zonas de operación, así como aminorar alguna intención de invertir en otros países de la región. En cambio focalizarán su inversión en las zonas alrededor de las operaciones.

En el marco de la conferencia Nacional sobre la Licencia Social en las Industrias Extractivas en el Perú organizada por Centrum Católica, Benavides aseveró que muchos de los estándares medioambientales del Perú son incumplibles y por tanto deben ser evaluados y justificados. Estos altos estándares podrían en peligro algunos proyectos como por ejemplo los vinculados al sector de la fundición, señaló.

 

PROYECTOS

 

El titular de Buenaventura informó que ya iniciaron los estudios de factibilidad en Tambomayo, Arequipa, un proyecto de oro y plata subterráneo, con cerca de millón y medio de toneladas de mineral con 10 onzas de plata y 8 gramos de oro. La inversión –estimó– está entre US$ 120 y 150 millones.

Asimismo, está en camino el estudio de prefactibilidad del yacimiento cuprífero de Trapiche en Apurímac con alrededor de 600 millones de toneladas de cobre.

 

 Fuente: La República, 16 Junio, 2013